Perú vs. Argentina: las razones que explican el empate 2-2

0

La selección peruana se fue aplaudida del Estadio Nacional, pero no logró la victoria que necesitaba

El equipo se fue aplaudido; en la tabla la cosa no cambia. Perú le hizo un muy buen partido a Argentina en el Estadio Nacional, pero no se logró el objetivo. No alcanzó para ganar tres puntos. ¿Qué pasó? Antes de pasar a detallar algunas claves del encuentro, vale decir que la entrega no está en duda. Este equipo, este grupo, deja la vida en cada partido. Se ratifica en cada fecha doble. El problema pasa por detalles que tienen que ver más con el fútbol propiamente dicho.

Otro gol de pelota parada

Como ante Bolivia y Ecuador, Perú recibió un gol de pelota parada. Esta vez fallaron Yotún (contra Agüero) y Alberto Rodríguez (con Funes Mori, quien marcó el gol). Esta vez, además, el error no fue colectivo, sino en dos mano a mano. Y lo peor es que sucedió a los quince minutos. ¿Cuándo será el día que dejemos de recibir goles de pelota parada? Esperemos que pronto.

La elaboración

A este Perú le cuesta elaborar. Le cuesta sacar el balón limpiamente. Le cuesta asociarse. No encuentra las salidas, las triangulaciones o los movimientos necesarios para abrir defensas. Quizá por eso Flores y Benavente la pierden rápido o carecen de precisión. Cueva es clave en esta función de elaborar, pero no puede hacer todo solo. Tapia no se cansa de recuperar pelotas, pero pierde también muchas. Lo mismo Yotún. Al ex Cristal no se le puede reprochar nada desde el aspecto físico, desde la actitud. Quizá se le puede pedir más cuando tiene la pelota. Es cierto que no es su posición natural, aunque técnica no le falta.

Contundencia

Cuando mejor estaba la selección peruana, Gonzalo Higuaín apareció para silenciar el Estadio Nacional. Ruidíaz, minutos antes, erró lo que pudo haber sido el 2-1 para la bicolor. A eso le llamamos contundencia. Aprovechar los momentos, las opciones. Depende de los jugadores, de cómo se presenten la jugadas, pero es un tema que nos persigue partido a partido. Tapia, al inicio del partido, estuvo cerca de convertir de cabeza. El balón pasó cerquita. ¿Suerte o jerarquía? Quizá un poco de ambas. No lo sé. Lo cierto es que, no es primera vez que un partido nos deja esa sensación. De qué hubiera pasado si Tapia giraba mejor la cabeza o si Ruidíaz remataba con otra parte del pie.

Falta de variantes

Jugamos al pelotazo largo para Paolo Guerrero. Por momentos abusamos de ese recurso. Lo del delantero del Flamengo es impresionante. No importa qué defensor esté detrás suyo. Si juega en Real Madrid, Barcelona o Manchester City. Guerrero gana todas. Pero no puede ser nuestra única forma de avanzar en el campo. Benavente y Flores por momentos se pierden por la banda. No se cierran para jugar por el centro con Cueva o no llegan a compenetrarse con los laterales para armar jugadas de peligro por la banda. En el primer tiempo nos costó encontrar alternativas. La entrada de Da Silva, ya en la segunda parte, le dio algo diferente al equipo peruano. Encare hacia al medio, remate de larga distancia. Y otro jugador capaz de bajar pelotas aéreas.

Fuente: elcomercio.pe Escribe: Arturo León

Texto e imágenes de: La Lupa Deportes : Perú vs. Argentina: las razones que explican el empate 2-2

Comentarios

comentarios

Leave A Reply